L-metionina: usos y beneficios para la salud

Al igual que con cualquier otro aminoácido, la L-metionina es un componente importante de las proteínas que el cuerpo no puede producir de forma natural. Debido a esto, solo se pueden alcanzar niveles suficientes de L-metionina en la sangre mediante el consumo de alimentos ricos en proteínas y de suplementos multivitamínicos que contienen L-metionina.

La función más importante de la L-metionina para el cuerpo humano es su papel en la producción de creatinina, un nutriente necesario para que los músculos y el sistema cardiovascular funcionen bien. La creatinina proporciona energía a los músculos para permitir el movimiento. La L-metionina hace que la piel esté sana manteniéndola tonificada y elástica. Puede reducir los niveles de colesterol al aumentar la producción de lecitina en el hígado. La lecitina reduce la grasa del hígado y protege los riñones. La L-metionina también puede desintoxicar el contenido de metales en la sangre. También contribuye a sintetizar epinefrina, colina, taurina y otras sustancias importantes. Las funciones emergentes de la L-metionina incluyen el tratamiento de la eyaculación precoz, la depresión, la pancreatitis y la enfermedad de Parkinson.

La L-metionina reduce la hepatotoxicidad de algunos medicamentos que se sabe que destruyen el hígado con el uso prolongado. Es un nutriente importante para las personas que sufren de niveles excesivamente altos de estrógeno en el cuerpo.

La propiedad lipotrópica de la L-metionina ayuda a eliminar la grasa del hígado. Los compuestos de azufre defienden al hígado contra los compuestos metálicos tóxicos que una persona de alguna manera logra adquirir de su entorno. La suplementación con L-metionina se recomienda para las personas que se someten a un tratamiento de enfermedades hepáticas y para aquellos que siguen una dieta puramente vegetariana y sin proteínas.

Aunque rara vez ocurre, es posible tener una deficiencia de L-metionina. Cuando no se corrige y los niveles bajos se vuelven críticos, puede causar daño hepático, pérdida de masa muscular y grasa, apatía, lesiones cutáneas, debilidad y retraso del crecimiento en los niños. Por tanto, es importante no descuidar la incorporación de proteínas en su dieta para evitar la deficiencia de L-Metionina.

Las fuentes dietéticas ricas en L-metionina son la carne, el pescado y los productos lácteos como la leche, el queso y los huevos. También se puede encontrar en verduras y alimentos fermentados, pero solo en pequeñas cantidades.

Para complementar sin esfuerzo las necesidades de L-metionina del cuerpo, Suplemento vitaminico que contiene L-metionina. Sin embargo, se recomienda encarecidamente que las personas que practican regularmente ejercicios intensos y deportes de resistencia tengan un suplemento adecuado de L-metionina. La dosis recomendada de L-metionina es de hasta 1 gramo por día. Las madres lactantes no deben tomar L-metionina a menos que el médico lo especifique. Algunas investigaciones no comprobadas sugieren que la ingesta excesiva de L-metionina en realidad podría provocar cáncer intestinal. Pero, una mirada más cercana a los procesos químicos que involucran a la L-metionina muestra que tiene propiedades antioxidantes que podrían prevenir el cáncer que causa los radicales libres.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!